Contrata online y obtén 👍
👍 Te regalamos contratando online. ¡No te lo pierdas! Obtener oferta

La biomasa, en términos generales, es toda aquella materia orgánica que se puede utilizar como fuente energética. La componen residuos o desechos de origen biológico (de origen vegetal o animal) como residuos agrícolas y forestales, materia orgánica de las aguas residuales y los lodos de la depuradora, la fracción orgánica de los residuos sólidos urbanos (FORSU), residuos industriales, entre otros. 

Se trata de un concepto bastante amplio, algunos ejemplos de biomasa son la leña, los excrementos de animales, el gas metano obtenido de residuos orgánicos, el biodiésel o el bioetanol. La energía que procede de la biomasa se puede obtener mediante combustión, digestión anaerobia, gasificación o pirólisis.

Esta energía al fin y al cabo procede del Sol, las plantas transforman la radiación del Sol en energía química gracias a la fotosíntesis y esta energía queda almacenada en forma de materia orgánica.