¿Qué son los códigos CUPS?

El código CUPS (Código Universal de Punto de Suministro) es un conjunto de 20 ó 22 caracteres que identifica todos y cada uno de los puntos de accesos a la red eléctrica española. Se trata, por lo tanto, de un número alfanumérico que podemos encontrar en cualquiera de tus facturas de la luz y que es necesario para poder realizar algunos trámites relacionados con el suministro de la luz y  también del gas natural

La normativa actual exige que a cada alta de luz se le asocie un número CUPS, el cual irá ligado de forma permanente a un determinado domicilio. De esta manera, aunque en algún momento el suministro eléctrico sea dado de baja, el código CUPS seguirá siendo el mismo para ese domicilio, de forma que cuando se vuelva a contratar el punto de suministro seguirá manteniendo el mismo número.

– Quizá te interese leer: ¿Qué es el código CUPS? –

Estructura del código CUPS

El código CUPS tiene la siguiente  estructura específica:

  • 2  letras iniciales que indican el código del país (ES en el caso de España). 
  • 20 caracteres alfanuméricos: los 4 primeros corresponde al identificador de la distribuidora eléctrica y los siguientes 12 números del CUPS los determina libremente la distribuidora del suministro en el momento de asignar el código a la vivienda.
  • 2 números de control en formato alfabético.
  • Adicionalmente, aunque no es obligatorio, en el código CUPS puede completarse con dos dígitos más denominados puntos de frontera. Se utilizan para identificar puntos de suministro o de medida de un mismo cliente o productor de un régimen especial.

– Aprende a leer un contador de luz digital –

¿Para qué sirve el código CUPS?

El código CUPS sirve, básicamente,  para identificar una instalación de suministro energético tanto de electricidad como de gas natural.

Es un número que, como clientes y consumidores,  necesitamos para poder realizar trámites importantes relacionados con el servicio de luz eléctrica y el gas, de forma rápida y eficaz:

  • Dar de alta la luz.
  • Cambio de titular de luz .
  • Cambiar de compañía de luz.
  • Modificar la tarifa de luz.
  • Aumentar o reducir la potencia eléctrica.

Y exactamente lo mismo sucede con el gas. Por lo tanto, cuando queramos a realizar alguna de esta gestiones es muy recomendable tener a mano una de nuestras facturas para poder proporcionar todos los datos que la compañía le solicite a la hora de realizar algunos de estos trámites, y así poder llevarlos a cabo en el menor tiempo posible y con efectividad.

– Averigua ahora si estás pagando de más en la factura –

¿Cómo se puede encontrar el código CUPS?

El número CUPS aparece reflejado en todas las facturas de luz y de gas natural, ya que su inclusión es obligatoria. Pero la compañía tiene libertad para colocarlo donde crea más conveniente en la factura. Esto significa que dependiendo de la compañía que tengamos contratada este código aparecerá reflejado en un lugar u otro del recibo de la luz.

Las falsedades sobre el código CUPS 

Sobre los CUPS de la factura eléctrica se dicen muchas cosas y corren distintos mitos y falsos rumores,  pero en realidad no es más que un identificador, una especie de DNI de un punto de suministro de electricidad o gas natural. Los CUPS de la luz identifican nuestra vivienda como si se tratase de un punto de suministro y los puedes encontrar en cualquiera de tus facturas de la luz y que necesitarás para algunos trámites. 

Estos son los principales mitos sobre los CUPS  que no son ciertos:

1. El número CUPS puede variar. No.

El CUPS es un número fijo que va asociado a cada vivienda desde su construcción. Este número no variará nunca, aunque la vivienda cambie de dueño o del titular del suministro.

2. Complican las cosas, añadiendo burocracia innecesaria. Justo lo contrario.

Este número invariable se ha creado para facilitar trámites y tener un control sobre los puntos de suministro, permitiendo mejorar el servicio y poder realizar cambios de compañía o titularidad de manera rápida y eficaz.

3. Se han creado para obligar a cambiar de contador. Para nada.

El CUPS identifica el punto de suministro, no tiene nada que ver con los cambios de contadores a los llamados inteligentes. Estos, por otra parte, sirven para ofrecerle un mejor servicio al usuario y darle libertad para cambiar más fácilmente de tarifas o de compañía.

– 8 Preguntas que deberías hacerte antes de cambiar de eléctrica –

4. Los CUPS nos complican la vida a los usuarios. Falso.

Gracias al número CUPS es más sencillo disponer de nuevos y mejores servicios, pasarnos a una tarifa que se adapte mejor a nuestras necesidades y hábitos de consumo y, si así lo deseamos, incluso cambiar de compañía.  

5. El número CUPS supone un gasto adicional para el usuario. No.

Como ocurre con los cambios de contadores el número CUPS no implica ningún tipo de recargo ni gasto adicional para el usuario. Dicho de otro modo, su factura no va a aumentar como consecuencia de la existencia de estos códigos.


Después de leer este post ya conoces todo del código CUPS y sabes identificar cuáles son los mitos son verdaderos y cuáles no. Nos falta mencionar que con el código CUPS puedes cambiarte a una compañía con mejores precios y empezar a ahorrar en tu factura de la luz y a ser más eficiente en tu consumo. ¡Ten tu número CUPS a mano y anímate a cambiar a una compañía más ecológica y económica como Lucera!