Categorías
Dando luz

Qué debes tener en cuenta a la hora de cambiar la instalación eléctrica

¿Necesitas cambiar la instalación eléctrica de tu casa? Lo primero que debes hacer es llamar a un electricista que valore el estado de la misma y los cambios que se deberían de realizar, o si, por el contrario, es necesario cambiar la instalación eléctrica integral. Sigue leyendo para un montón de consejos que te ayudarán a saber lo imprescindible para cambiar la instalación eléctrica de tu hogar. Una buena planificación puede hacerte ahorrar.

Cómo saber si hacer una renovación o un cambio integral de la instalación eléctrica

Si la instalación nunca se ha tocado desde que se adquirió la vivienda y tiene 20 años o más, es suficiente motivo para plantearse renovar instalación eléctrica de casa integral.  También es un motivo si en el cuadro general de la casa aún dispones de una cajita con un automático más fino (antiguo IPC) y en el cuadro el primer aparato que tienes es el del botón chiquitín (el diferencial). O si no consigues ver los números que vienen en cada aparato (automático), es decir, se han borrado del tiempo.

Por otro lado, fíjate en los enchufes de tu casa. Si no tienen unas patillas metálicas salientes por la parte de arriba y de debajo del agujero donde enchufamos la clavija… significa que no dispone de toma tierra. Esto quiere decir que la instalación no puede proteger a las personas de recibir algún calambre que otro y puede llegar a ser muy peligroso ante derivaciones o sobretensiones. Mira también las cajas de registro que están por la casa normalmente arriba de cada puerta, si son circulares y pequeñas seguramente estaremos ante una instalación antigua (a no ser que se haya cambiado el cableado, es decir, una renovación).

Seguridad y profesionalidad

Te recomendamos ante todo que te pongas en manos de un experto para sanear la instalación eléctrica de tu vivienda. Cualquier manipulación de tu instalación debe estar respaldada por unos estrictos protocolos para evitar accidentes. Antes de tocar nada hay que cortar el suministro eléctrico de toda la casa. Los enchufes deben estar conectados al cuadro eléctrico que es donde se concentran los elementos de protección y control de la instalación eléctrica.

El cuadro eléctrico generalmente cuenta con el IGA (Interruptor General Automático), que es el que se desconecta solo para evitar los cortocircuitos. También verás el ID (Interruptor Diferencial), que salta cuando se genera un escape de corriente. Por último, el cuadro cuenta con varios interruptores automáticos que controlan diversos elementos o zonas de la casa para evitar sobrecargas o cortocircuitos.

Hacer un plan de la nueva instalación

Cuando estés seguro de que vas a realizar un cambio en la instalación ya sea parcial o integral, comienza por hacer un croquis de tu casa y de donde están todas las tomas de corriente actualmente instaladas (enchufes) además del cuadro eléctrico general. En otro color deberías añadir las tomas que quieres añadir, si es el caso, y distinguirlas también por colores según su resistencia. 

Hay enchufes de resistencia baja (10 amperios), que serán los que se usarán con menor potencia (lamparitas, cargar móviles, radiodespertador…). Los enchufes de resistencia media (16 amperios), que serán los correspondientes para radiadores eléctricos, televisores o similar. Y por último los enchufes de mayor resistencia (25 amperios), para los electrodomésticos con mayor potencia como la lavadora y la secadora, la nevera, el lavavajillas, los aparatos de aire acondicionado, etc.

Precio orientativo

El precio depende de varios factores, desde las dimensiones de tu vivienda hasta el tipo de materiales que se vayan a utilizar. Tendrás que tomar decisiones como si quieres que el cableado vaya empotrado (por el interior de muros), en cuyo caso deberás hacer obras y pintar. Si, en cambio, decides que los cables vayan por fuera, tendrás que instalar canaletas que tapen por cables por estética y seguridad. 

De forma orientativa, para instalaciones de pisos pequeños (de aproximadamente 40 a 80 m²) y con conducción existente viable para cambiar el cableado sin problema, podríamos partir de unos 1.300 €. Pero el precio se verá incrementado si, por ejemplo, necesita rozas y canalización nueva a valorar por un albañil; si es una instalación vista con canaleta, lo cual generalmente conlleva más trabajo y material; si tiene o precisa de más circuitos; o si se realiza un cuadro eléctrico nuevo. 

Ante todo debes pedir un presupuesto, o varios a varios profesionales o empresas distintas, para estar seguro de cuánto costará todo el proceso, ya que el presupuesto debe incluir trabajos de albañilería y pintura o canaleta, si corresponde, el cuadro eléctrico nuevo (300-500 euros) o puntos ya comentados anteriormente. En definitiva, podríamos estar hablando de un total de entre 1500 a 3000 € según dimensiones y otras especificaciones.

Si quieres seguir aprendiendo sobre temas tan interesantes como cambiar instalación eléctrica, ¡no dejes de pasarte por el blog de Lucera!

Artículos recomendados
Eficiencia energética vivienda
Eficiencia energética en viviendas y su consumo

¿Qué es la eficiencia energética en viviendas? La eficiencia energética es un concepto creado para ahorrar energía, aunque más allá Leer más

Consejos para ahorrar en calefacción
Tipos de calefacción: elige la mejor opción

Existen una gran cantidad de tipos de calefacción para casas, pero hoy vamos a centrarnos en las opciones más comunes, Leer más

Coche eléctrico
Los puntos de recarga para coche eléctrico

Definitivamente el futuro de la movilidad pasa por el coche eléctrico. Te contamos todo sobre los puntos de recarga del Leer más